Visitor

Translate

Mostrando entradas con la etiqueta Sentimientos del alma. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Sentimientos del alma. Mostrar todas las entradas

Así somos las mujeres.


Aveces necesitamos de un beso apasionado y sentir que volamos en el espacio, otras veces lo único que queremos es un tierno beso, y hasta un abrazo sincero en el que podamos sentir la mayor seguridad... Somos vulnerables, caprichosas, dulces, tiernas, inocentes, traviesas, arrogantes, orgullosas y hasta odiosas algunas veces... Basta un pequeño detalle,el mas sencillo y eso puede hacer que nuestros ojos brillen como estrellitas, y que en nuestra cara la sonrisa nos acompañe todo el día, basta un minuto de silencio para entristecer, y basta un piropo para que nuestras mejillas se sonrojen...



Dile que lo quise, ve y díselo.

Díselo en sueños, en la brisa del viento, en el recuerdo de mi pañuelo que todavía lleva consigo el aroma de mi perfume o díselo a la cara, de cualquier manera,pero díselo. Recuerda le que siempre fue él y que ya lo quería sin conocerlo. Dile que le quería con toda mi alma.
Dile que estaba dispuesta a dar mi vida por él y que incluso ahora también la daría aún no sabiendo si respira, aún no sabiendo nada de su vida. Recuerdale mi rareza que tanto le gustaba, recuerdale la primera vez que vi su voz escrita en papel y recuerdale también la única y última vez que vio mi triste mirada en aquel mensaje humedecido por las lágrimas del adiós no pronunciado.
Dile que mis días son los mismos pero aún más apagados desde que se fue, desde que decidió alejarse de alguien tan indefensa como yo y alguien que ahora le cuesta ver la luz. Solo soy alguien que saca fuerzas de dónde ya no las hay.
Mis noches siguen siendo pesadillas desde mi propia marcha, me perdí, me fui tan lejos que ya no sé a dónde fui y dónde estoy. Ya no sé cómo encontrarme, puede que esté a tu lado y sé dónde encontrarte, sé dónde te encuentras y por eso estamos tan perdidos. 
Me estoy muriendo, le falta azúcar a esta sangre que fluye por mis venas y me lleva por el camino de la amargura, pero velando por ti siempre estaré hasta el fin de mis días, aunque el resto de los días se me estén acabando y ahora probablemente con tanta enfermedad del alma vaya a estar protegiéndote desde arriba.

Díselo en sueños, en la brisa del viento, en el recuerdo de mi pañuelo que todavía lleva consigo el aroma de mi perfume o díselo a la cara, de cualquier manera,pero díselo. Recuerda le que siempre fue él y que ya lo quería sin conocerlo. Dile que le quería con toda mi alma. Dile que estaba dispuesta a dar mi vida por él y que incluso ahora también la daría aún no sabiendo si respira, aún no sabiendo nada de su vida. Recuerdale mi rareza que tanto le gustaba, recuerdale la primera vez que vi su voz escrita en papel y recuerdale también la única y última vez que vio mi triste mirada en aquel mensaje humedecido por las lágrimas del adiós no pronunciado. Dile que mis días son los mismos pero aún más apagados desde que se fue, desde que decidió alejarse de alguien tan indefensa como yo y alguien que ahora le cuesta ver la luz. Solo soy alguien que saca fuerzas de dónde ya no las hay. Mis noches siguen siendo pesadillas desde mi propia marcha, me perdí, me fui tan lejos que ya no sé a dónde fui y dónde estoy. Ya no sé cómo encontrarme, puede que esté a tu lado y sé dónde encontrarte, sé dónde te encuentras y por eso estamos tan perdidos.  Me estoy muriendo, le falta azúcar a esta sangre que fluye por mis venas y me lleva por el camino de la amargura, pero velando por ti siempre estaré hasta el fin de mis días, aunque el resto de los días se me estén acabando y ahora probablemente con tanta enfermedad del alma vaya a estar protegiéndote desde arriba.

Sentir vacío es el peor sentimiento del mundo...

Ojalá algún día podamos decir... "Buenos días".... 
con la seguridad de saber que lo vamos a tener realmente.
 Ojalá aprendamos a combatir el dolor y a parar los sentimientos.

Ojalá pudiéramos ahogar los recuerdos para siempre 
para que no afectaran nuestro presente.
 

Ojalá volvamos a ser los mismos. 

En un año puedes pasar de ser todo a nada.

 Nunca te acostumbres a depender de alguien,

 porque la dependencia lleva al vacío

 y sentir vacío es el peor sentimiento del mundo...




¿Cómo se Cura una Herida?

¿Cómo se Cura una Herida?


Yo sé que tal vez nunca nos volvamos a ver pero antes quería decir esto: Me cansé de vivir así y te devuelvo todo.... Cuando terminamos te devolví todo lo que me habías regalado, pero cometí un error muy grande y ese fue el de no devolverte lo que sentía por ti, sí, te devuelvo todo el amor
que un día sentí, te devuelvo el odio o rencor que tuve cuando me lastimaste. Que triste es despertar y ver la realidad. Ver que es mentira lo que sentías. Saber que es el final. Que triste es ver esa pared que ayer me resguardaba y no me dejaba ver lo que hacías. Como se cura una herida. Cuando perdonar es tan difícil.


 te devuelvo el odio o rencor que tuve cuando me lastimaste.

Dime amor ... 
¿Cómo se Cura una Herida?


Todos aquellos recuerdos.


Metí en una caja todos tus regalos,
 tus cartas llenas de amor falso., 
los últimos pétalos de las rosas marchitas y.....,
 aunque era poco, en esa caja tan grande
 no entraron todos aquellos recuerdos, 
canciones, momentos, besos, llamadas,
 pasiones, abrazos; deseos y sueños 
que nunca pude hacer realidad.


Frases

Carta triste a mi madre.


Hola Mamá, 

Quisiera poder descubrir los obstáculos que hacen que entre nosotras dos haya un muro. Valoro mucho todas las cosas que haz hecho por mi, el apoyo que me haz dado en los momentos mas difícil de mi vida, pero tal vez extraño de ti el cariño, materializado en afecto, como los besos, abrazos y atención, que siempre necesite como hija. Todos los hijos necesitan el amor de sus padres para poder crecer y desarrollarse equilibradamente y poder así convertirse en un adulto con éxito. El cariño y el afecto son sentimientos esenciales para el ser humano.
 Encuentro en ti muchos valores pero muchas veces yo quería de ti mas amor, porque mama en la vida no todo es material, yo quería de ti un poco mas de tiempo el dinero no tiene nada que ver cuando estamos hablando de emociones.
 Recuerdo hace poco en mi cumpleaños me regalastes mi perfume favorito... si ese tan caro que yo no me puedo pagar, lo que no recuerdo es -cuándo fue la ultima vez que me abrazastes.
Gracias por traerme al mundo y todos los momentos que te haz sacrificado por mi bienestar, aunque se que nunca fui tu hija favorita. 
Un beso, que casi nunca quieres, pero que no dejo de darte porque te amo. 
Con todo mi amor,
 MaryM.

Carta Triste a mi madre.

Supe que estaba enamorada cuando tu sonrisa tuvo más sentido que todo lo que escribía.


Supe que no tenía salvación cuando todas las canción de amor cobraron sentido, cuando te comencé a ver entre la gente, entre los libros, entre cualquier letra de una canción cualquiera y entre películas románticas. Te metiste entre mis ideas y arrancaste mil suspiros, entonces, supe que ya era demasiado tarde, que vendrían noches de desvelo, días en los que no sabría como sacarte de mis pensamientos, días de no saber como llamarte y noches en las que todo tiene doble sentido. Supe que estaba enamorada cuando tu sonrisa tuvo más sentido que todo lo que escribía.

No me iré muy lejos, por si un día, te da por aparecer..

Los días pasan. Es inevitable. Pasan las horas y los minutos. Y el tiempo te va cambiando. El tiempo te hace más fuerte, más sabio, más constante y coherente…o todo lo contrario. El tiempo te hace pensar que quizás no merece la pena esperar tanto por nada, o te dice a gritos que cuando le encuentres, quizás haya merecido la pena tanto tiempo. Las arrugas no solo aparecen en la piel de las personas. Todo acaba arrugándose. Los recuerdos, las letras de canciones, los papeles en los que escribías aquellos versos, las sábanas donde un día compartimos más que un sueño y un abrazo. Se arrugan y se secan como hojas de el otoño. Si. El otoño ya mismo volverá y con él la nostalgia y los días más tristes y largos. Los días con ese sabor a frió y helado que trae el invierno. Y será entonces cuando de nuevo recuerdes el calor que desprendía su corazón al latir cerca del tuyo…Esperaré paciente. Si. No sé cuánto tardará en pasar el tiempo. Pero no creo que los días duren más de 24 horas. Mientras, seguiré viviendo un verano especial. Un verano cualquiera de cualquier año. Seguiré disfrutando de los días de Sol que traen luz a mi vida. Mientras tanto…seguiré aquí. No me iré muy lejos, por si un día, te da por aparecer..


No me iré muy lejos, por si un día, te da por aparecer..

Desde el mismo día en que te fuiste ella entró a mi vida.

Desde el mismo día en que te fuiste ella entró a mi vida.

Si te dijeron, que desde el mismo día en que te fuiste ella entró a mi vida..no te mintieron..Llegó a la casa justo en el momento de tu despedida..no la esperaba..sin preguntar abrió la puerta, y entró en mi alma se aprovechó de mi tristeza, de mi nostalgia..y hoy me acompaña..Si te dijeron..que está conmigo a cada instante, a todas horas..no te mintieron..pues como sombra me persigue, no me deja a solas..te conocía, sabía todo, fuiste tu quien le contaste, y al verme solo..no dudó en aprovecharse.. vino a buscarme...y se sienta en la mesa y me acompaña en el café y contempla en silencio tu retrato en la pared..luego pregunta por tí...si te dejé de pensar y me sigue me lleva hasta el cuarto y me dice que tengo que olvidar..y se mete en la cama y siento su respiración, que recorre mi cuerpo..siento que me hace el amor..luego la veo sonreír, creo que se burla de mi..y se acerca y me dice al oído que me olvide de ti....y se sienta en la mesa y me acompaña en el café y contempla en silencio tu retrato en la pared..luego pregunta por tí...y hoy que te encuentro...y me confiesas que me quieres y aun me extrañas..y me preguntas quien es esa que hoy me acompaña, tu la conoces....ella es....LA SOLEDAD......

Nada vale más que un instante de amor.

Estos días para no perderme me he propuesto, conservar los sonidos del silencio en mi corazón, para ser capaz de sentir el aleteo de esa mariposa que vuela en lo más íntimo de mi ser, acariciándome con suavidad hasta hacerme sentir cosquillas en el alma y en el estómago. Soy consciente de que su aleteo, puede estar produciendo un efecto incontrolable al otro lado de mi vida, pero en estos momentos soy incapaz de hacer otra cosa que sentirlo hasta convertirme en su movimiento, sin importarme nada más que la sensación de sentir y amar lo que siento porque nada vale más que un instante de amor.

Mañana tendré que calzarse los tacones, levantarme, para comerme el mundo. Sola.

Cuando una mujer pierde a alguien que ama, el día se le apaga y a sus horas se le adhiere una substancia viscosa y negra, que por más que intente no puede despegar de todos los recovecos de la memoria. La tristeza cae a cántaros, le llena los espacios y la inunda hasta la boca. La mujer intenta nadar, pero por más que se esfuerza no logra salir a flote y termina dándose por vencida, hundiéndose de a poco e intentando tocar el fondo para tomar impulso y alcanzar la superficie. Detrás de las nubes un conejo monta la luna y le deja caer estrellas, pero el dolor de la mujer es grande y sólo siente la lluvia y las lágrimas. El corazón se le astilla y los vidrios se le clavan en la piel ardiente, que sangra y sangra pero ella ni se preocupa por ocultar las heridas. Las piernas se le van languideciendo de a poco. La mujer se cansa y se recuesta. Quisiera tirarse sobre la hierba y ser absorbida por la tierra. O quizás devorada por las aguas. Pero su cuerpo sigue ahí. Con los brazos caídos, las manos apuntando hacia el suelo, queriendo escarbar con los dedos en la tierra para buscar a aquel que se le ha ido, mientras ella sigue ahí, con ganas de dormir, de escaparse, de morir.... pero ella sigue ahí. Ella sigue acá y por la mañana no podrá acostarse a dormir la siesta. Ni encerrarse en el baño a llorar. Ni escaparse a cualquier lado para no pensar. No. Mañana tendrá que calzarse los tacones y levantarse para comerse el mundo. Sola. Por eso es que no quisiera estar en los zapatos de esta mujer.
Mañana tendrá que calzarse los tacones y levantarse para comerse el mundo. Sola. Por eso es que no quisiera estar en los zapatos de esta mujer.

El amor es el sentimiento más antiguo del mundo.

Hoy día me parece increíble estar llena de planes y sueños, llega a asustarme el sentimiento de querer
estar con una persona hasta el día de mi muerte, siempre me pregunto: ¿Cómo es que lo deje entrar en mi vida?,¿Será que no usó las estrategias absurdas de otros?, ¿Será que me gustaba su manera de hacerme reír?, ¿Será que vi en sus ojos sinceridad?, no lo sé; sólo sé que fue un acuerdo de ver si nos entendíamos y cuando menos lo pensé lleno mi vida de paz,  tranquilidad, de cariño y respeto, de cosas que nunca tuve, como seguridad. La yo independiente se convirtió en alguien que necesitaba
lo único que no tenía, AMOR.
El amor es el sentimiento más antiguo del mundo. "Tiene 3.000 millones de años y surgió en el momento en el que una bacteria se preguntó si había alguien más ahí porque no podía sobrevivir sola."


Me enamore de la forma en que me miraba.

Tenia que ser él. Me enamore de la forma en que me miraba, en el reflejo que sus ojos guardaban, y en la chispa que se notaba. En su sonrisa torcida, sus labios en curva de lado, mirando mis ojos, mi cabello, mis manos, todo y nada a la vez. Supe que tenía que ser el indicado porque no se fijo en mi ropa, en el color de mis prendas, ni en la marca de mis etiquetas. No miró mis zapatos, ni en mi bolsa de mano, y tampoco mi cuerpo. Sólo me miraba a mí, directo a mis ojos con un brillo sorprendente que me hacia arder por dentro por tan sólo mirarlo. Supe que sería él cuando tomo mi mano y la acarició suavemente, tomando un mechón de mi cabello mientras lo enredaba en sus dedos. Sin duda, supe que tenía que ser él cuando se acercó a mi cuello, inhaló profundamente y llevo uno de sus dedos a mis labios susurrando despacio "a partir de ahora somos nosotros".



Soledad, la mujer de hierro la niña en un cuerpo de mujer.

Soy La Soledad, la mujer que se esconde tras una mascara de seguridad, 
la que nunca demuestra en persona su debilidad, 
la que llora a escondidas por una vida perdida, por no haber sido feliz, 
porque nunca vera realizado su sueño de tener un hombre a quien amar a su lado,
 porque aprendió de mala manera que los sueños no se cumplen,
 que soñar es sólo eso, soñar, que pasará el resto de su vida sola pensando
 y buscando que fue lo que hizo mal para nunca haber podido encontrar la felicidad.

La Soledad, la mujer de hierro, la niña en un cuerpo de mujer,
 la que nunca vivió aún estando viva, la que murió y renació de sus cenizas, 
la que ríe a carcajadas mientras por su rostro corre llanto de amargura, 
la que canta a todo pulmón mientras su corazón sangra, 
la que día a día se levanta a seguir luchando, porque no tiene opción, 
la que vive porque respira, la que se conmueve del dolor ajeno
 y se olvida del suyo propio, la que daría la vida y el alma por sus hijos
 pero no movería un dedo para su propio beneficio, 
la que guarda tus secretos y te escucha, la que confía en el ser humano a pesar
 de haber sido dañada por las personas que debieron protegerla,
 la que ama demasiado y no sabe odiar, la que sólo dejará de escribir cuando muera.

La Soledad
 Esa soy yo, sólo aquí me veras tal cual soy, cuando deje el teclado seré simplemente una una mujer,
cuando regrese al teclado seré, La Soledad.


Carta a La Felicidad

15 de Octubre del 2015

Querida Felicidad:

             Hace mucho que te quería escribir esta carta para preguntarte por que te has perdido, si te han enviado mal mi dirección o si simplemente no te apetecido aparecer todavía. No quiero ponerte prisa, se que tengo todavía algunos años por delante, pero disfrutaría de ellos mejor si estuvieses tú. 
          Alguna vez me ha parecido verte, en algún momento en el que había tomado algunas copas de más. También quería preguntarte si cuando vengas te podías traer una temporada a tu amigo el amor, no me vendría nada mal. Bueno no te molestare mucho más. Un beso, 

                                                Una gran admiradora tuya,
                                                                             La Soledad

  Hace mucho que te quería escribir esta carta para preguntarte por que te has perdido, si te han enviado mal mi dirección o si simplemente no te apetecido aparecer todavía. No quiero ponerte prisa, se que tengo todavía algunos años por delante, pero disfrutaría de ellos mejor si estuvieses tú.            Alguna vez me ha parecido verte, en algún momento en el que había tomado algunas copas de más. También quería preguntarte si cuando vengas te podías traer una temporada a tu amigo el amor, no me vendría nada mal. Bueno no te molestare mucho más. Un beso,

Aprendí a estar sin compañía.


Aquí estoy todavía.
 No hubo pataletas, no hubo gritos ni cosas lanzadas
 por el aire en tu contra. Sólo hubo tristeza.

Sólo quedó algo de esperanza. 
Casi nada ha cambiado. 
Lo único nuevo que puedo exhibir
 es la capacidad de despertar si ti, 
 de conversar a solas conmigo, 
de ver desde el aire dónde estoy.

A pesar del dolor, hubo ganancia, hubo darse cuenta. 
Cada día, mientras veía tu silla vacía,
 comía sin mucho paladear;
 como si lo hiciera para solo sobrevivir. 
Mientras escuchaba música,
 me traicionaban mis manos y te buscaban en el sofá. 

Poco a poco aprendí a estar sin compañía,
 sin alguien que ocupase mis miradas, 
mis caricias, mis picardías. 

Todo eso se envolvió en un regalo agridulce 
que me hizo enterarme de mí, de que existo, 
de lo que quiero, de lo que necesito.


Se nos puede ir la vida entera, tratando de encontrar la respuesta de una sola pregunta.





La vida es solo una, no hay repetición, no hay segundas oportunidades, no hay forma de rebobinar la cinta, el tiempo pasa y el reloj jamas se detiene,..No podemos detenernos, la vida continua siempre, avanza, sigue, avanza y si nos distraemos no nos damos cuenta y se fue y vemos que ya no hay forma de recuperar-lo…¿Vivir, que es vivir? ¿Cuál es el sentido de la vida? ¿Para Qué estamos aquí? Quién nos trajo? ¿Quién nos llevara? un millón y medio de preguntas sin respuestas y mientras tratamos de encontrarlas la vida se va…
Se nos puede ir la vida entera tratando de encontrar la respuesta de una sola pregunta y no encontrarla, podemos dedicarnos a eso o decidir vivir de alguna manera ya sea formando parte de la gran familia de borregos dirigidos por la caja idiota o ser la vieja chismosa del barrio, es una profesión que requiere mucha dedicación o buscar a quien imitar o dejar el camino fácil y ser un ser individual y único y tener una IDENTIDAD PROPIA.
Para tener identidad propia hay que tomar decisiones, parece fácil sin embargo no lo es, porque esas decisiones las tomaras de manera individual, sin tomar en cuenta lo que piensen u opinen los demás, e ahí el meollo del asunto, porque la gran mayoría de los seres humanos consideran importante lo que piensan u opinan los demás al grado de que basan sus vidas en tratar de agradar a todos y eso les causa a la larga un gran desgaste emocional y un sentimiento de vacío infinito.
Tener identidad propia requiere mucho trabajo, hay que tener un carácter determinado y firme para no ser afectado por los ataques de la sociedad al ver tu manera de vestir, de hablar y de interactuar, un ser independiente en todos los sentidos es casi un bicho raro, alguien a quien en verdad no le importe lo que piensen los demás de tus gustos al grado que ni siquiera se toma la molestia de decir: no me importa lo que piensen, porque si alguien dice eso es porque si le importa, una persona a la que no le importa lo que piensen los demás no se desgasta pensando en si les importa o no.
Yo soy un ser con identidad propia, es divertido y liberador, vestirte como te de la gana, sin seguir modas, solo comprando lo que te gusta es sumamente agradable, leer los libros que te llamen la atención y decir si te gusto o no sin tomar en cuenta los estudios o análisis previos sobre dicha obra. escuchar la música que te guste según el humor que tengas sin preocuparte de que te vayan a catalogar de fresa, rocker, punk, naco, intelectual, que mas da, no importa, tu disfrutaras tu música porque para eso es, ir a los sitios que te gustan porque te gustan no porque estén de moda, comer lo que te de la gana y no lo que consideran nice, carajo, nada mas sabroso que un plato de fréjoles con tortillas de harina y queso, no le piden nada a la lasaña o al corte fino de carne, una cerveza oscura bien helada y no champagne, tacos de sudadero en lugar de pasta italiana, documentales en lugar de churro novelas, ser libre de escoger lo que se desea, no estar etiquetada o que la única etiqueta que te puedan poner sea: es muy rara, el día que mi madre me dijo: no se, es que tu eres muy rara supe que yo era un ser con identidad propia.
Y hay que mantener esa identidad por siempre, nada ni nadie debe arrebatarnos esa identidad, no tenemos porque cambiar al conocer a alguien para quedar bien, porque podemos fingir ser algo que no somos para agradar y cuando queremos dejar ese disfraz ocurre la catástrofe, la persona a la que enamoramos fingiendo ser de otra manera nos deja de querer al ver nuestra verdadera identidad, por eso lo ideal es siempre autentico para que te quieran por lo que eres y no por lo que pareces ser.
Por otro lado, quien te ama debe aceptarte tal cual, de no ser así quiere decir que realmente no te ama, solo eres el molde visual que quiere llenar con las características requeridas para su propio gusto.
Identidad propia sinónimo de libertad e independencia, de paz espiritual y amor propio, yo seguiré siendo la misma siempre, mi esencia jamas se ira y solo morirá cuando yo deje de respirar…


Tengo ganas de un abrazo de sofá.



Tengo ganas de un abrazo de sofá. De esos que duran horas mientras se charla bajito . Si, de esos en los que el tiempo parece no pasar y te sientes rodeada de una burbuja protectora Y cerrar los ojos … y no sentir nada más que un pecho cálidoy unos brazos que me quieren abrazar.Abrázame.😘



No hay finales felices..pero si sigo soñando con uno.

¿Y qué hay detrás de los lamentos?... 
Sólo deseos reprimidos de esos que se anhela, que se vive, que se sueña. 
Los de ser, de creer, de saber, de vivir... Esos deseos que busco.
No pretendo cambiar el mundo... es precisamente el mundo el que me ha cambiado a mi,
todos los días, todas las horas, todos los segundos que he respirado. 
Me he asfixiado muchas veces, o he creído estarlo, 
pero finalmente mi capacidad de sobrevivir es más fuerte... 
Continúo viviendo, por costumbre, por falta de innovación, por inercia
 por seguir creyendo en el amor pero aun vivo.
No sé si algún día ésto cambie, por ahora me revuelco
 en mis propios fallidos intentos de alzarme,
 de caerme y levantarme. Estoy bien, o pretendo estarlo...

No soy todo lo que quisiera ser, pero eso es sólo otro detalle
 de los tantos que hoy decoran mi vida... de la colección de malos detalles,
de malos momentos, de malos respiros...de felicidad esfumada.
Y es así, una y otra vez... no hay espacios para detenerse en este remolino
 que a veces me parece la vida... es cierto, 
no hay finales felices..pero si sigo soñando con uno.
Sólo seguiré creyendo tal vez ilusamente en la felicidad, 
en un segundo de duración... en una luz 
que logre esclarecer mis grises días y dudas...


Te veré al otro lado de la cama.


Y pensar en lo triste que es ver cómo se hace cenizas -frente a tus ojos- lo que quieres construir con alguien; el lugar, las esperanzas, todo lo que pusiste en ello: las ganas, las ilusiones, todo. A veces siento que estoy en una caída en un abismo sin fondo y que tú no vendrás a salvarme; a veces siento que estoy por volverme cuerdo y que tú no vendrás a sacarme a bailar. Hay noches en las que me da por desviar la mirada a la luna y querer que tú me eches de menos. De que, en cualquier día de estos, saldrás corriendo y tocarás la puerta, o entrarás por la ventana y te veré al otro lado de la cama. Y haremos temblar al frío.

                                           Benjamín Griss