Visitor

Translate

Mostrando entradas con la etiqueta Llorar. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Llorar. Mostrar todas las entradas

Expulsa el veneno, llora las penas, que cuando acabes quiero fumarme la vida a medias contigo.


¿ Para qué negadlo? Todos necesitamos a alguien, más allá del amor, más allá del hombre o mujer perfecta... Todos necesitamos que alguien, cuando no podemos más, Cuando el mundo nos pesa; nos abrace y nos diga: !Expulsa el veneno, llora las penas, que cuando acabes quiero fumarme la vida a medias contigo! Oír eso, y sentir como con cada calada el mundo va perdiendo peso, como esa persona está ayudándote a sostener tu mundo, gana peso para que tú puedas volver a nadar. Y un día, cuando tengas esa misma sensación, sabes que siempre, cuando el mundo vuelva a coger peso, cuando de nuevo te sientas incapaz de todo, en ese momento sabes que volverá y te dirá: ¿ Tengo una cajetilla entera Nos encendemos otro?.


 ¿ Para qué negadlo? Todos necesitamos a alguien, más allá del amor, más allá del hombre o mujer perfecta... Todos necesitamos que alguien, cuando no podemos más, Cuando el mundo nos pesa; nos abrace y nos diga: !Expulsa el veneno, llora las penas, que cuando acabes quiero fumarme la vida a medias contigo! Oír eso, y sentir como con cada calada el mundo va perdiendo peso, como esa persona está ayudándote a sostener tu mundo, gana peso para que tú puedas volver a nadar. Y un día, cuando tengas esa misma sensación, sabes que siempre, cuando el mundo vuelva a coger peso, cuando de nuevo te sientas incapaz de todo, en ese momento sabes que volverá y te dirá: ¿ Tengo una cajetilla entera Nos encendemos otro?.


!Llora! No te avergüences.

Llora y llora hasta que el cuerpo te diga basta, luego descubrirás,
 que nada es lo suficientemente malo, que todo tiene su lado positivo..
 Las lágrimas pueden ser un verdadero bálsamo para el alma.
Llorar es de hombres y mujeres,
y el mejor alivio después de un problema o alegría.
No interrumpas lo que tu cuerpo quiere hacer. 
!Llora! No te avergüences.





Necesito tantos abrazos que a veces me falta el aire.

Tengo guardados tantos recuerdos en cajas que a veces olvido que están ahí,
 tengo almacenados tantos sentimiento que a veces exploto, 
tengo escritas tantas palabras que a veces pierden sentido, 
tengo reservados tantos besos que a veces dejan de tener sentido.

Me falta tanta gente que quiero que a veces me veo sola,
 necesito tantos abrazos que a veces me falta el aire, 
tengo tantos sueños que a veces me pierdo,
 he derramado tantas lágrimas que a veces creo que no puedo llorar mas.

 He perdido tantas sonrisas que a veces creo que no volveré ha hacerlo, 
me han roto tantas veces el corazón que creo que ya no lo uso,
 me han demostrado tantas veces que la amistad no es nada
 que ya desconfió de todo el mundo,
 me han dicho que pida perdón y a veces 
soy yo la que espera que le pidan perdón.

Tengo guardados tantos recuerdos en cajas que a veces olvido que están ahí,  tengo almacenados tantos sentimiento que a veces exploto,  tengo escritas tantas palabras que a veces pierden sentido,  tengo reservados tantos besos que a veces dejan de tener sentido.  Me falta tanta gente que quiero que a veces me veo sola,  necesito tantos abrazos que a veces me falta el aire,  tengo tantos sueños que a veces me pierdo,  he derramado tantas lágrimas que a veces creo que no puedo llorar mas.   He perdido tantas sonrisas que a veces creo que no volveré ha hacerlo,  me han roto tantas veces el corazón que creo que ya no lo uso,  me han demostrado tantas veces que la amistad no es nada  que ya desconfió de todo el mundo,  me han dicho que pida perdón y a veces  soy yo la que espera que le pidan perdón.


Sola, a pesar del murmullo que la acompañaba.

Llovía en su interior...
De pie entre dos mundos, la joven sentía perdida la mirada al otro lado de su ser.
Contemplaba en su reflejo impasible, como una a una iban resbalando las lágrimas por su rostro,
 lo recorrían lentamente, algunas reposaban entre sus pestañas  antes de lanzarse
 a la aventura de su recorrido.

Estaba de espaldas al mundo, cubierta solo por un manto de impotencia y un sentimiento de pérdida.
El espejo robaba su reflejo, aprovechándose de su vulnerabilidad.
Cada uno de los poros de su piel sentía la tristeza que la acontecía y en ese momento, era mucha.
No luchaba contra la humedad ni ejercía resistencia sobre sus emociones, 
sencillamente las reconocía, las aceptaba, las dejaba pasar, 
como si a su marcha todo pudiera quedar como antes de su inesperada aparición, 
pero nada fue igual a partir de ese momento.

Dejo por momentos de llorar, aunque no pudo abandonar la tristeza así que la llevó consigo
como si fuera parte de su equipaje de mano sin mediar palabra.
Comenzó a avanzar, no estaba segura de hacía adonde se dirigía, solo tímidamente lo intuía, 
necesitaba ayuda, pero no estaba segura de poder obtenerla, así que primero un paso y luego el otro, 
 'Sola', a pesar del murmullo que la acompañaba. 'Sola'...
Dejo de oír su propia voz, reconoció su respiración junto a sus huellas, 
en el silencio del camino y en su mente solo lograba construir un pensamiento
 "Esperanza".

 Sola, a pesar del murmullo que la acompañaba.

Me pregunto si te AMO.

Silencio, espacios vacíos, recuerdos que me pertenecen y que son solo míos. 
No los llamo, no los quiero, solo espero en silencio.
Te llamo pero no me escuchas, te grito pero no me oyes,
Te escribo y no lees las letras que escribí por ti aquella noche.
 Me tiemblan las manos, las piernas, me siento pérdida y ajena,
Te nombro aunque no se tu nombre, no reconozco tu rostro como aquella noche.

Silencio espacios ausentes, te mire tanta veces, 
perdí tu nombre en aquel recuerdo que no era nuestro.
 Palabras gastadas que no me pertenecen, silencios, y nadas me alejan de noche. 
No te abrace tanto como he querido, me alejo la duda y me callo. 

Silencios de besos que se fueron yendo, de abrazos que parten con algún pretexto, 
te deje las letras un espacio en blanco una luz a medias y este triste llanto. 
Me miraste triste, me dejaste sola, te volviste gris, con frío en mis manos,
 una y otra lágrima y estoy llorando.

 Me miras en silencio, me siento pequeña, no consigo hablar y eso me sofoca,
 Me quejo de todo, todo me molesta, vestigios de fantasmas que dejas tan cerca,
 las dudas los miedos me acosas, me gritas, me dejas perpleja. 
Me hablan de confianza, de ser sincera, si digo que siento, 
Ya no hablamos como amigos, me enojo te enojas y nada es la respuesta.

 Silencio en mi alma el corazón no habla, y empieza el proceso del alma que añora.
 Palabras de aire, y siento que preciso mi espacio mi tiempo, y ya no tiemblo tanto, tengo tanto frío, me acosa, me agota y siento que nada es como he querido. 

No soy victima ni héroe, no soy maestra ni alumna, no soy verdad o mentira,
 solo soy una humana con buenos y malos días, no me perteneces, no te pertenezco, 
no hay formulas mágicas, ni cuentos en rosas como en otros tiempos. 

Te miro en silencio no tienes rostro ni nombre, no tienes tonos mas que grises,
 no tienes respuestas solo dudas, no tienes halagos sino esa mirada perdida, 
me alejo de tus silencios que ahogan, me alejo de las conversaciones que nunca llegaron. 

El espacio en blanco se llena de las letras que tanto preciso como el aire mismo,
 te miro sonrío, te miro y te alejas, miro al cielo y me pregunto quien es para mí la fortaleza,
 de esta alma que no quiere perderse en medio de tanta grandeza. 

Hago silencio sin dudas, sin temores, confiando una vez mas, me pregunto si lo AMO, 
y sonrío sin pensar, con o sin tristezas, con buenos y malos días, sin recetas mágicas, 
Solo amando como ley fundamental, pero amando sin ser amada. 
Me pregunto si te AMO.

Con el corazón en la mano...a pedazos así me siento.




Que tengo las rodillas descarnadas de rozar el suelo y suplicar; y las manos las tengo ensangrentadas de agarrar la voluntad... de seguir, de vivir. Y no me quedan uñas para arañar, ni me quedan dientes para morder. No me queda voz para gritar. Y las lágrimas se secan y yo quiero llorar. A pecho descubierto, a brazo partido, a ojos ciegos; con el corazón en la mano... a pedazos así me siento.

No me llores por caprichos.


Sufre el que jamás perdió y está perdido, es tan fácil encontrarse que se busca donde no se está. Sufrir por amor es tener demasiado, porque hay quien sufre por la pérdida de un hijo, la silla que rueda sin esperanza abrazando un cuerpo, la madre en el hospital esperando el final, el que siendo inocente vive preso y hasta el amante, el amante que no tuvo oportunidad de dar un beso. Ámame a mi... Jamás me llores por caprichos.


No me llores por caprichos.


¡Quien riendo la hace, llorando la paga!


Si te molesto, entiendo. Si no te importo, entiendo. Si no tienes tiempo para mi, entiendo. Si me ignoras, entiendo. Si te enojas, entiendo. Pero cuando me pierdas, no preguntes de quien fue la culpa, es tu turno de entender. ¡Quien riendo la hace, llorando la paga! Ley de vida.

¡Quien riendo la hace, llorando la paga!

Recordando a ese alguien que ya no esta.

Hablemos hoy sobre el vacío. De este raro amorío con la soledad, mientras estamos solo con nosotros mismos, recordando a ese alguien que ya no esta o simplemente no ha llegado. Hablemos en este instante de este dolor que ningún otro cuerpo, palabra o sinfonía puede calmar, saciemos esta oscura hambre de plenitud con la verdad. Hablemos de esa verdad tan irreverente y dialéctica-mente inexistente. Veamos en este sucio vacío el esplendor de una muerte mas, Para que lleguen esos labios que nos darán las alas de fénix que nos harán volar a la eternidad. No se si es el calor o si la noche esta triste pero esta noche leyendo un blog  encontré esto y me puse a llorar como quinceañera.

Así de loco es el amor.


 Amar es querer lo que está roto, verlo herido, enojado, sufriendo,  llorando, con hambre, deprimido. Y elegir seguir ahí, acompañando.




Amar es querer lo que está roto, verlo herido, enojado, sufriendo,
llorando, con hambre, deprimido. Y elegir seguir ahí, acompañando.
Cuando hay amor verdadero y ganas de intentarlo
todo es posible hasta recuperar una relación que se piensa está perdida,
solo es cuestión de perdonar y darle tiempo
y la oportunidad a los demás de enmendar el error.


Cuando hay amor verdadero y ganas de intentarlo  todo es posible hasta recuperar una relación que se piensa está perdida,  solo es cuestión de perdonar y darle tiempo  y la oportunidad a los demás de enmendar el error.

Todo lo que necesito es una caricia de Buenas noches.


Este blog es mi pedacito de cielo, mi almohada, 
mi diario vivir, mis subida y bajadas.
Aquí escribo en noches que me siento fuerte,
 en días que soy mas débil que el viento.

En una noche como esta así me siento.
Todo lo que necesito es una caricia de  
Buenas noches.

Eso de que al final te acostumbras es pura patraña.


A ella la marca se la dejó la diferencia de haberse tenido que acostumbrar a casi todo. A entrar sin llamar y salir con la traición clavada en los ventrículos y en las aurículas. También se ha acostumbrado a oír sin escuchar y a que la oigan sin ser escuchada. Pero no se ha acostumbrado a todo. Hace dos semanas dicen que gritó ante las estrellas del cielo rotundo que seguiría la bonita costumbre de permanecer enamorada del amor y de la sonrisa eterna. Lo prometió el día que llorando por dentro se dio cuenta que eso de que al final te acostumbras es pura patraña.



Y se que mañana es otro día.


Y se que mañana es otro día, pero esta noche necesito perderme en mi locura, en mis desordenes y mi cansancio, esta noche necesito permiso para el tropiezo, llenar mi cara de lágrimas y olvidarme hasta del motivo por el cual empecé a llorar. Y aunque sangren mis heridas, solo tengo que vendarlas, apretar fuerte los dientes, respirar hondo y seguir. porque sino la vida desgraciadamente se para.



Los colores del arco iris se visten de negro.


Cuando se parte el corazón se seca una parte del alma…Cuando la razón deja de existir, no cicatrizan las heridas, se anestesia la vida, se vive en la respiración, se siente caminar en el vacío sin rumbo.
Se pierde la edad, los días no tienen nombre, ni color, no hay fecha, la vida no tiene años, las estaciones pierden las temperaturas, se mira el horizonte sin alcanzar vas tratando de agarrar el aire sin pronunciar palabras, se pierden las fuerzas, se asumen las rabias, se olvidan los hechos, no se construye nada, hay hoyos en las estancias,espinas en el camino, desaciertos al palpar, gritos sin lágrimas para llorar, ideas vagas que no se quieren juntar, dolor que solo se siente al mirar, risas que no paran, pero a nadie pueden alegrar. Cuando se pierde la razón se deshabita el corazón, se cierran las puertas a los abrazos y la ternura se busca desolada en cada rincón, se borra el pasado sin encontrar el presente para llegar al futuro. Se pierden los sueños acumulados en el tiempo, las flores pierden la fragancia, los colores del arco iris se visten de negro. La existencia se vuelve preguntas vanas que nadie quiere contestar porque no hay respuestas que puedan llegar, ni frases, ni teorías, todo se vuelve filosofía. Cuando se pierde la razón, no se puede ver la silueta de la verdad, solo la sombra que deja el sol al caminar ¿Sabes por qué? "Por que La vida es un arco iris que incluye el negro"

Las horas pasaron muy despacio, y mis lágrimas contaron mis recuerdos.

Ahora ya todas las horas que pase contigo me saben a poco; 
siempre quise más, nunca fue suficiente. 
Y, la verdad es que no pasamos tantas horas juntos, 
si te das cuenta solo fueron un puñado de minutos, que formaron horas, 
los momentos más felices de mi vida.

Deje de lado a mis amistades, con las que lleve toda la vida, para estar contigo.
 Llegue tarde a casa, soporte broncas monumentales, 
discutiendo con mis padres y desatendido mis obligaciones por ti. 
Que  llegaste a mi vida y la has pusisteis patas arriba, me has dejado huella, ya no soy la misma.

 Si en una noche fuiste capaz de quedarte con mi corazón,
 imagina lo que nos hubiese quedado por delante. 
No tienes idea de lo que te quise, de lo que hubiese sido capaz de hacer por estar contigo. 
Fuiste muchísimo... más que eso, mucho más.

No encuentro una palabra que exprese
 lo mucho que significaste para mí, así que, mejor,  
déjame que te lo explique con un beso.
¿Y si nos dejamos de tonterías, y nos decimos ya de una vez que nos queremos?
 Las horas pasaron muy despacio, y mis lágrimas contaron mis recuerdos.


Tiemblo… y no sé si es de frío o de miedo.


Conozco el temblor que deja mis manos frías, la tendencia a la inmovilidad que lo acompaña. He sentido tantas veces esa desagradable sensación que ya me resulta familiar y me pregunto ¿Cómo sería yo sin ella?. Hay una parte de mí que se escapa por allí, la parte que creo que no me merezco.
Tiemblo… y no sé si es de frío o de miedo.




Parece que esta tormenta no vaya a terminar nunca.


Hace tiempo que el maquillaje corre por mis mejillas, formando dos surcos negros bajo mis ojos. Busco el sol. Miro hacia arriba y no veo más que nubes grises, descargan gotas y más gotas de agua sobre mi cabeza. No encuentro la luz. Se ha esfumado, puede que para siempre. Quizás se la llevó él con el último beso que me robó. O quizás soy yo, que la escondí hasta que él volviera. Voy sin rumbo fijo, vagabundeo de un lugar a otro por las calles que esta ciudad llamada olvido tiene. Tropiezo, me caigo y me vuelvo a levantar. Da igual lo llena de barro que me levante, ya me limpiará la lluvia. Una fuerza desconocida me impulsa a seguir avanzando, me da ánimos, impide que me quede tirada en el suelo como una muñeca rota, sin ganas de luchar, sin ganas de enterrar aquel sentimiento en lo más hondo de mi pecho. Parece que esta tormenta no vaya a terminar nunca, parece que el cielo será siempre gris y que nunca más volveré a verlo azul y a rozarle con la yema de mis dedos. Aunque dicen, que lo mejor está a la vuelta de la esquina, que el tiempo pone a cada uno en su lugar y, que un clavo saca a otro clavo. No busques el cielo azul todas las mañanas, porque no lo vas a encontrar.



Porque a pesar de todo, quiero amarte.


Hoy quiero amarte. Con tus defectos, con tus virtudes, con tus caricias, con todo tu ser. Hoy quiero amarte y quiero sentirte a mi lado. Hoy he notado más allá de todo tu importancia, porque mi amor es sincero y si no se va es porque tiene y siente razones para seguir viviendo. Hoy te amo y mi amor crece cada día más. Con llantos, con suspiros, con tristeza, con felicidad. Así te amo, más allá de lo físico, más allá de nuestros cuerpos, más allá de los humano. Así te amo, rozando la perfección, sabiendo que volveremos a encontrarnos. Y de a poco voy entendiendo que el amor no se puede definir, ni describir porque cada amor es especial, único, perfecto y el sólo hecho de sentir amor me hace ser mejor cada día. Te amo y no dejaré de hacerlo, porque a pesar de todo, quiero amarte.
(Esto lo encontré en un blog abandonado) 
Merecía la pena compartirlo

Te quieros que dolían más que las mentiras.

Echarte de menos. Recuerdos. 
Escuchar canciones dedicadas, románticas, olvidadas. 
Lo que no he olvidado es llorar. 
Qué bonito era todo. 

Mentiras. Verdades a medias. Ilusiones. Sueños sin futuro. 
Esperanzas que se esfumaron. 
Frío. Más llanto. 
Heridas cicatrizando que nunca llegarán a sanarse.
Tacones, fiestas y alcohol. 

Felicidad aparente: 
Sonrisa en la cara y lágrimas en el corazón..
Mensajes baratos; conversaciones. 
Muchas palabras. 

Te quieros que dolían más que las mentiras. 
Dudas. 
Caminar entre el amor y el odio. 
Sentimientos contrarios e incomprensibles. 
Largas historias.
 Quizás juntos o tal vez separados. 



Hemos formado parte de este juego y eso, 
quieras o no, 
a los dos nos dejó marcados.

Decirte adiós.


Esta es una frase muy cierta que quise compartir con ustedes hoy. "Pocas personas son capaces de hacer una despedida alegre, de decirte adiós, sin hacerte llorar, de irse sonriendo, aunque duela."